La Reforma Protestante y su impacto social


Si buscamos el término "Protestar" en un diccionario, encontraremos una definición similar a la siguiente: "Manifestar desacuerdo por algo". Por consiguiente, en una gran síntesis, podemos definir que "protestante" es aquella persona que, al ejercer la protesta, manifiesta su desacuerdo por algo.
Por supuesto, a partir del siglo XVI esta palabra cargó con un significado específicamente aplicado a los Reformadores que expresaron o manifestaron su desacuerdo con los criterios doctrinales y tradicionales aplicados por la Iglesia Católica Romana, considerándolos alejados del verdadero cristianismo, bíblico y apostólico, de los primeros siglos de la iglesia.
Si bien en la historia de la iglesia de Cristo muchos fueron (y son) los verdaderos cristianos que resistieron (y resisten... y resistirán...) los atropellos, desvíos y falsificaciones ejercidas por la Institución Religiosa fundada por el emperador Constantino en el año 313, el primer gran Reformador fue el monje agustino alemán Martín Lutero (1483-1546), quien en el año 1517 emitió su desacuerdo contra el libertinaje curial católico de pago de indulgencias en moneda como medio para obtener la absolución de pecados. La causa desencadenante sucedió cuando llegó cerca de Wittenberg, un fraile domínico llamado Juan Tetzel recogiendo dinero para acabar la construcción de la iglesia de San Pedro en Roma, dando indulgencias a cambio, con autorización del mismo Papa y del arzobispo de Mainz. Tetzel afirmaba que cada vez que se oía sonar el dinero al caer en la caja de recaudación, se libraba un alma del Purgatorio. El pueblo entendió que se compraba no solo el perdón de los pecados pasados sino aún el derecho de pecar durante unos días futuros, doctrina que soltó todos los lazos de la moralidad. Este atropello y degeneración fue conocido por Lutero a través del confesionario (él aún era sacerdote católico), escribiendo indignado las 95 famosas tesis y clavándolas en la puerta de la catedral de Wittenberg.

La reforma protestante y su impacto en la sociedad

El laboratorio de experimentación y verificación de la fe es la sociedad. La fe que impacta es aquella que transforma su contexto. ¿Cuáles fueron los efectos logrados por la reforma protestante? Nos referimos a los impactos socio-políticos, económicos, culturales y familiares producidos en la Alemania del siglo XVI.

Impacto socio-político

Entre los varios aspectos logrados se destacan los siguientes:
  • Promovió la división entre Iglesia-Estado, dado que este último estaba bajo el dominio de la Iglesia Católica que se había corrompido y cambiado su misión por un status de grandeza antes que de servicio (Meier 1983:13). Además, dicha separación era necesaria porque la Iglesia frenaba el desarrollo de la fe personal, el libre sacerdocio y el desarrollo de las ciencias en bien del desarrollo social.
  • La "libertad" fue un imperativo para que la Iglesia cumpliera su papel profético o de crítica constructiva del estado y la proclamación de la fe sin mediaciones o influencia política local (Marin 1985:60-61). Aunque esto no significa falta de cooperación con los proyectos de bienestar social del gobierno. Al contrario, involucra compromiso con esa responsabilidad, pero también una actitud crítica frente al mismo.
  • Luchó abiertamente contra la injusticia social fomentada por la Iglesia Católica y las élites de Alemania. Tal es así, que en su escrito "A la nobleza de la nación alemana", dice que todo cuanto al Papa posee "es fruto de robo y hurto... El jamás compró bienes tan grandes...." (Lutero Obras I s.f.:93). Ejemplo de ello, eran las grandes posesiones territoriales del Vaticano en este período.
  • En el orden político, la reforma también sirvió de plataforma para la creación de la democracia como un sistema de gobierno alternativo para Alemania, Europa y el mundo. Este se caracterizó por la autonomía local y nacional. Para el efecto, se instituyó la práctica del voto secreto e inviolable como responsabilidad ciudadana. Esto a su vez, trajo como consecuencia la reestructuración del gobierno, ya que se dividió el poder en lo legislativo, ejecutivo y judicial. Otro factor adicional, es el fomento del movimiento municipal como parte del libre ejercicio de la autonomía del creyente, basado en el fomento de la responsabilidad ciudadana de los creyentes. Esta acción es la que logró el derrumbamiento del sistema feudal (Marín 1985:34-36).
Impacto económico

Las acciones desplegadas en este campo tuvieron un tenor profético. Tuvo como eje de articuló la denuncia profética y militante hasta la proposición de una nueva ética laboral.
  • Criticó duramente los pecados del sistema económico y los peligros de la acumulación desmesurada de bienes materiales. Esta actitud se la ve concretizada en su crítica directa a Fugger, quien era un banquero de Ausburgo e influyente en la política del siglo XVI. De hecho, motivó al Papa para abolir la prohibición en contra del cobro de intereses o la usura, dado que ésta era una gran fuente para el enriquecimiento de los burgueses. Ante esta situación, Lutero lo criticó en el escrito antes citado (Meier 1983:14). Inclusive llegó al punto de "negar la Santa Cena a gente que se enriqueciera en forma indebida, negándose también a darles sepultura eclesiástica o casarles, etc. (Meier 1983:14).
  • En su escrito titulado "Comercio y usura" enfrentó con entereza asuntos de la vida social y comercial, estableciendo una crítica en torno: al comercio, sociedades de comercio y sus prácticas financieras, créditos y finanzas, exportación e importación de mercaderías, fugas de capitales, abusos de poder para la explotación del pueblo y la ruina de los pequeños comerciantes (Fisher II s.f.:100).
  • Atendió el problema de la fianza en el comercio por el hecho de que era un sistema por demás injusto, que favorecía a la minoría en tanto que empobrecía a las mayorías (cf. Lutero Obras II, "Usura y comercio). Además, constantemente se opuso a la comercialización de bienes suntuarios de lujo, provenientes de lugares exóticos u orientales, tales como la India (Meier 1983:14).
  • En particular, las apreciaciones políticas y económicas de Lutero estaban sujetas a error o posibles contradicciones, es ineludible el hecho de que "... su espíritu crítico también lo aplicó a los aspectos cotidianos y terrenales como en el ámbito económico (Meier 1983:12).
  • Finalmente, imprimió un nuevo sentido de vocación o profesión (berut) al trabajo, que está caracterizado por una actitud de entrega y compromiso en todas las esferas de relaciones con el mundo de los seres humanos y la profesión cotidiana (Estrada 1983:10). Tal es el impacto de la reforma, que generó la organización del trabajo libre, racional y con derechos (Marín 1985:36). Pero con una valoración ética diferente que desde luego, es el aporte significativo de la reforma. De ahí, que M. Weber en su estudio sobre "La concepción luterana de la profesión", señaló que: "... el contenido más honroso del propio comportamiento moral consistía, precisamente en la conciencia del deber en el desempeño de la labor profesional en el mundo. Esa era la ineludible secuela del... trabajo" (1988:48). Y a la vez, acentuó el matiz religioso otorgado al trabajo en el mundo, como consecuencia propia de asumir un sacerdocio responsable. Con ello, el trabajo quedaba incorporado a una dimensión concreta en que se expresa la fe y pasa a formar parte del homenaje (adoración) ofrecido a Dios en la vida.
Impacto cultural
El énfasis puesto por Lutero en los aspectos doctrinarios destacados anteriormente y particularmente en la "Sola Escritura", se dio lugar para una preocupación muy seria como lo era, que el pueblo alemán compuestos por analfabetos leyeran "la Biblia". Para el efecto, fue necesario superar algunas barreras y trabajar en pro de dicha meta. De ahí que se lograron los siguientes resultados.
  • Superación del alto índice de analfabetismo por medio de una acción educativa, que tiene sus raíces en la reforma luterana (Estrada 1983:8-9). De hecho por medio de la traducción de la Biblia al idioma alemán y su consiguiente producción mediante la imprenta, se dio paso a la moderna empresa editorial para sostener el proceso alfabetizador.
  • Fraguó la moderna lengua alemana a través de su versión de la Biblia, ya que anterior a él se mantenía como un caos lingüístico (Marín 1985:36; Estrada 1983:8).
  • Democratizó la enseñanza en Alemania y Europa, puesto que era el privilegio de los sacerdotes. Posteriormente, como fruto indirecto y del celo reformador en el área educativa se fomentó la creación de escuelas y universidades, tales como Yale, Harvard, Princenton, entre otras.
  • Se dio una liberación y encauzamiento de la creatividad de las artes y ciencias hacia nuevos horizontes de progreso, y armonizó así, dicha disciplina con la fe (Estrada 1983:9). Esta acción se da por el hecho de que la iglesia aún dominaba las artes y ciencias. De modo que nadie podía realizar esta actividad, sin ser empleado de la Iglesia Católica y trabajar para fines exclusivos de la misma (Olivares 1983: 23).

Impacto sobre la familia

Aún a este nivel se operaron cambios significativos, entre ellos, los siguientes:
  • Como consecuencia del principio del sacerdocio que debían ejercer los padres, se despertó en ellos el sentido de responsabilidad en la educación de los hijos mediante las Escrituras. Para ello, se inculcó la piedad o devoción familiar (Estrada 1983:8-9).
  • Se realizó un cambio profundo en las relaciones hombre-mujer. Quedando establecido el derecho de elegir su pareja basado en un amor recíproco, y no por la imposición de los padres respecto a la que debería de ser su cónyuge (Engels citado en Marín 1985:37).
De esta manera podemos decir con certeza que la Reforma del siglo XVI ha sido un movimiento religioso centrado en la Biblia, que ha provisto a la humanidad de la libertad de conciencia y práctica de culto sin intermediación de terceros; el respeto por el ser humano y todo lo que éste hace en favor de sí mismo y de los demás, conforme a los principios que se encuentran en la Palabra de Dios.
Si bien es cierto que ha costado muchas vidas, el seguir y defender el camino de Cristo nunca ha sido una empresa sin riesgos ni bendiciones.







Fuentes:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada